Amnistías No. 38, 39, 40 - Concedidas por Luis Somoza Debayle - 1957, 1960, 1962

El 6 de mayo de 1950 falleció en Estados Unidos, de muerte natural, el presidente doctor Víctor Román y Reyes. Al día siguiente el general Anastasio Somoza García fue electo y juramentado por el Congreso Nacional para terminar ese período presidencial. Quince días después, el 21 de mayo, el general Somoza García ganó las elecciones para presidente de la República para el período de seis años del primero de mayo de 1951 al primero de mayo de 1957.        


La Guerra de Corea (1950-1953) ocasionó en 1950 una considerable alza en los precios de materias primas que, en lo que respecta al algodón y café, resultó en un favorable empuje económico a Nicaragua que, junto con la legitimidad constitucional por elección de Somoza, aquietó un poco la comezón política del país, aunque solamente fue por un par de años.


A partir de 1953, el malestar contra Somoza García aumentó interna y externamente. En Costa Rica tenía su sede la Legión del Caribe, cuyos militantes apoyaban los movimientos revolucionarios para derrocar a las dictaduras del continente americano. Tanto José Figueres como el gobierno de Guatemala ayudaron a los movimientos armados destinados a combatir la dictadura de Somoza.



El 4 de abril de 1954


Algunos civiles, varios militares de Nicaragua exilados, y otros militares en activo, que no estaban de acuerdo con el general y presidente Somoza García, planificaron un golpe de Estado. También Emiliano Chamorro tenía interés en la caída de Somoza y tenía esperanza de conquistar el poder y, desde fuera, se enviaron armas a Nicaragua y se repartieron en Managua a unos cuantos.


El 4 de abril de 1954 se activó una emboscada en la carretera Sur con la intención de capturar al presidente Somoza García, en su paso hacia su hacienda Montelimar. Fue planeado y montado por unos oficiales disidentes de la Guardia Nacional junto con un grupo de conservadores jóvenes y uno que otro liberal, que rechazaban los pactos y el continuismo de Somoza. El plan fue debelado y los involucrados fueron capturados y según narra el coronel Francisco Boza en “Memorias de un soldado”:


Posteriormente, la mayoría de estos prisioneros fueron conducidos a unos cafetales del Departamento de Carazo y ejecutados cruelmente, algunos pocos fueron dejados vivos, conducidos a las cárceles militares de la Loma de Tiscapa, más tarde estos últimos fueron juzgados en Consejo de Guerra, los ejecutados sumariamente fueron parcialmente quemados y enterrados en una fosa común.


Un pequeño grupo de rebeldes que había logrado escapar de la trampa tendida por la Guardia Nacional y que se dirigían hacia la frontera de Costa Rica a bordo de un camión, fueron capturados en las Cuatro Esquinas y todos fueron ejecutados por tropas que comandaba el capitán Agustín Peralta Ruiz.1


Ante tanta represión muchos se autoexiliaron directamente o asilándose en alguna embajada; se rompieron los pactos y el general Emiliano Chamorro ordenó el retiro de los diputados y senadores conservadores del Congreso Nacional, pero no todos le hicieron caso.



La reforma de la Constitución de 1955


La Constitución de 1950 en su artículo 186 prohibía la reelección y el inciso 2 de ese mismo artículo prohibía que “los parientes del Presidente de la República dentro del cuarto grado de consanguinidad o afinidad” pudieran ser elegidos presidentes para el siguiente período. El atentado del 4 de abril inquietó mucho a Somoza quien trató de solucionar su posible sucesión familiar en caso de que le sucediera cualquier accidente mortal. Tanto él como algunos presidentes latinoamericanos consideraban que sus respectivos países eran su hacienda propia y familiar y por eso, el 20 de abril de 1955, logró arrancar al Congreso Nacional, en Cámaras Unidas, la gracia de una reforma constitucional que eliminara esas dos normas que le impedían su reelección y la sucesión presidencial de sus hijos o familiares. Y el Congreso se lo concedió.



El atentado contra Somoza García


Con esta reforma, Somoza García podía presentar su candidatura a las elecciones presidenciales para el período 1957-1963, siempre que su partido lo escogiera como su candidato. Efectivamente, el 21 de septiembre de 1956, la Gran Convención del Partido Liberal Nacionalista efectuada en la ciudad de León lo nominó su candidato para presidente, pero cuando estaban celebrando ese triunfo en la “Casa del Obrero”, en León, el joven poeta, Rigoberto López Pérez, llevó a efecto lo que hacía algún tiempo estaba planeando realizar: atentar contra la vida de Somoza. Herido de muerte, Somoza fue trasladado a Panamá, donde falleció la mañana del 29 de septiembre de1956.



La presidencia de Luis Somoza Debayle


Gracias a la reforma constitucional de 1955, Somoza García logró que su hijo pudiera relevarlo en la presidencia en caso de que él falleciera. Su hijo mayor, Luis Somoza Debayle, tomó posesión a las 12:30 de la tarde del 29 de septiembre de 1956 al ser juramentado por el Congreso Nacional en Cámaras Unidas. Pero, en general, la oposición seguía ahora contra la dinastía que se estaba estableciendo. Por eso, siguieron dándose otras y otras protestas, que hacían imposible tener un poco de paz en Nicaragua.


Había inseguridad ciudadana por el peligro constante de ser encarcelado, o por el hecho de tener a familiares y amigos encarcelados, torturados, exiliados o muertos. Todos los sospechosos de una u otra forma se vieron implicados en las decisiones del Consejo de Guerra que conoció del atentado contra Somoza García. La situación trágica y las torturas a las que se les sometió fueron descritas por algunos personajes que fueron encerrados en ese tiempo.2


En un ambiente de intranquilidad porque muchos ciudadanos estaban en las cárceles o exiliados, llegó el 3 de febrero de 1957, fecha de las elecciones nacionales. Luis Somoza levantó el “estado de sitio” el día antes de las votaciones y la verdadera oposición conservadora se abstuvo de participar. Luis Somoza obtiene pues, el 89.25% mientras que el candidato de una facción del conservatismo, Edmundo Paguaga, solo obtuvo el 10.75% de los votos válidos.



El mokoronazo


Durante su discurso de toma de posesión en el Estadio Nacional, el 1 de mayo de 1957, Luis Somoza, anunció que poco antes de salir de su casa para la toma de posesión, le había sido comunicado que en el poblado de Mokorón, situado en el borde fronterizo con Honduras, militares de ese país habían masacrado a 35 miembros de la Guardia Nacional. El anuncio provocó una reacción nacionalista popular y un apoyo de todos los sectores, incluido el de la oposición política. Tiempo después se supo que todo fue un hábil ardid para mitigar la exaltación política del momento.



La amnistía del 27 de junio de 1957 – Amnistía N° 38


En medio de esta ambiente, el 27 de junio de 1957 Luis Somoza promulgó un decreto de amnistía amplia e incondicional. El tiempo comprendido en este decreto de amnistía se extiende desde el año de 1950 hasta la fecha de su publicación en La Gaceta, diario oficial del Estado. Pone mucho énfasis en los sucesos de 1954 y no menciona los trágicos acontecimientos de 1956, relacionados con el asesinato de su padre, pero como se extiende hasta el día en que se promulgue este decreto de amnistía, Luis Somoza estaba amnistiando también a los ejecutores y a todos los posibles implicados y a todos los presos y exiliados, tanto culpables como inocentes en la muerte de Somoza García, así también como a los implicados en torturas y muertes posteriores. (Vea Anexo 38).



Autonomía Universitaria


El descontento estudiantil seguía demandando la autonomía universitaria y, el 25 de marzo de 1958 Luis Somoza firmó el Decreto Ejecutivo No. 38, que creó la Autonomía Universitaria de la Universidad Nacional de Nicaragua, ubicada en León, que desde entonces cambió su nombre a “Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua - UNAN”.



Aún sigue el descontento


El deseo de Luis Somoza al otorgar la amnistía de 1957 para brindar tranquilidad, no satisfacía a la oposición y tampoco a la población, porque el descontento era contra la sucesión dinástica. Durante esta época, los intentos de sublevación se dieron con una de las mayores intensidades de la historia de Nicaragua.


Conjuntamente, el primero de enero de 1959, Fidel Castro triunfó en Cuba y desde el comienzo también dedicó esfuerzos para exportar su revolución y, además, su gesta estimuló las inquietudes de muchos, para emular esa odisea. Así, por ejemplo:


•    Olama y Mollejones – El 31 de mayo de 1959, en los llanos boaqueños de Olama, un avión procedente de Punta Llorona, Costa Rica, aterrizó con 45 jóvenes armados, ilusionados por derrocar al gobierno de Luis Somoza. En iguales condiciones, al día siguiente otro grupo de 65 aterrizó en Mollejones, valle chontaleño, cercano a Santo Tomás. Los combatientes pertenecían a grupos de la burguesía nicaragüense, como Pedro Joaquín Chamorro C., Reynaldo Antonio Téfel, Luis Cardenal… acompañados del Padre Federico Argüello, como capellán de la expedición. La invasión acabó en desastre, tal como ha pasado con mucha frecuencia en la historia de Nicaragua.

•    El Chaparral – Posteriormente, el 24 de junio de 1959 se dieron los sucesos de El Chaparral en que la expedición que invadía Nicaragua desde Honduras, fue fuertemente derrotada por el ejército hondureño atacando por la retaguardia y la Guardia Nacional atacando por la vanguardia y que el 4 de julio el New York Times reportó: “Honduras devuelve 28 — envía a casa a cubanos sorprendidos queriendo invadir Nicaragua". Esa fuerza expedicionaria fue dirigida desde Cuba por el Che Guevara e incluía en sus filas al estudiante de derecho Carlos Fonseca Amador, de 23 años, quien por error es reportado como muerto en acción. Fonseca Amador lo narra así en su libro “Un nicaragüense en Moscú”:


Con una herida que me atravesó el tórax (tengo todavía la cicatriz, la bala me entró por aquí en el pecho y me salió por acá en la espalda, me atravesó de lado a lado) fuimos trasladados en calidad de prisioneros a Tegucigalpa y allí una movilización del movimiento popular hondureño logró que fuéramos liberados y enviados a Cuba.


Como consecuencia, los estudiantes, principalmente en León, hicieron grandes manifestaciones y, en la más famosa, la del 23 de julio de1959, en la que varios estudiantes fueron asesinados en las refriegas callejeras por la Guardia Nacional. Esta matanza originó nuevas manifestaciones en muchas otras ciudades del país.



Segundo decreto de amnistía: 17 de junio de 1960 – N° 39


Los poderes del Estado, tanto el Legislativo como el Ejecutivo, estaban preocupados por los sucesos y sus consecuencias, y decidieron tomar la estrategia de promulgar otro decreto de amnistía amplia e incondicional para cuantos nicaragüenses, que estuvieran dentro o fuera del territorio nacional, hubieran participado en acciones contra el gobierno desde el 28 de junio de 1957, fecha en que se había publicado en La Gaceta el último decreto de amnistía de Luis Somoza,  hasta el 8 de junio de 1960, tal como se señalaba en el artículo 1º de dicho decreto. (Vea Anexo 39).



Tampoco vino la calma


Este segundo decreto de amnistía de 17 de junio de 1960, tampoco calmó los ánimos rebeldes. Cuatro meses después, el 11 de noviembre de 1960, se dieron los llamados Cuartelazos de Jinotepe y Diriamba, planificados por el partido conservador, con el objeto de tomarse los cuarteles de Jinotepe y Diriamba. El jefe de operaciones fue Fernando Chamorro Rappacciolli. Los cuarteles fueron tomados, pero la Guardia Nacional prontamente los recuperó. A la vez, en Diriamba se tomaron el Instituto Pedagógico y tuvieron como rehenes a hijos de guardias y después de dos días, Monseñor Calderón y Padilla, medió en la entrega de los insurgentes.


Más aún, el 18 de noviembre de 1960 el caso del territorio en litigio que disputaban Nicaragua y Honduras en la Corte Internacional de Justicia, en La haya, fue fallado contra Nicaragua. El gobierno de Luis Somoza lo acató de inmediato, cosa que causó un gran impacto de dolor, resentimiento y rechazo al Gobierno.



Nace el FSLN


El acontecimiento político más importante de la presidencia de Luis Somoza fue el nacimiento del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) en 1961. Después de la aventura en El Chaparral y convalecer en La Habana, Carlos Fonseca Amador acompañado por otros comunistas, funda el FSLN y Tomás Borge dice que:


Es muy difícil señalar con precisión histórica la fecha de fundación del FLSN... La Dirección Nacional […] determinó señalar como fecha de fundación del FSLN el 23 de julio de 1961....


El nacionalismo y el anti yanquismo de Sandino eran ampliamente admirados en América Latina y estos apelativos le servirían al FSLN para tratar de adornar y cubrir su comunismo con el manto nacionalista y anti-yanqui. Los nuevos sandinistas incursionaron en Nicaragua en 1962 y 1963 con movimientos guerrilleros desde Honduras, a la vez que comenzaron a desarrollar su propia red de células entre estudiantes, obreros y campesinos.



Reformas de la Constitución


•   La reforma de 1959 - Con la intención de reducir la intranquilidad ciudadana que causaba la existencia de la dinastía y para preparar el ambiente para las siguientes elecciones, Luis Somoza envió al Congreso una reforma constitucional con un evidente mensaje a la población que al final de su período no habría reelección ni ninguno de sus parientes podría aspirar a la Presidencia de la República. Fue aprobada y publicada en La Gaceta, diario oficial N° 196 de 29 de agosto de 1959.


El Congreso Nacional de la República de Nicaragua, en Cámaras Unidas,


DECRETA:


Refórmase parcialmente la Constitución de la República en los siguientes términos:


Único:


a).- Derógase el inciso h) del Artículo 10 del Decreto de fecha 20 de Abril de 1955, por el cual se reformó la Constitución de la República de uno de Noviembre de 1950;


b).- El Articulo 186 Cn., se leerá así: No podrá ser elegido Presidente para el siguiente periodo el que haya ejercido la Presidencia de la República en el periodo anterior.


Tampoco podrán ser elegidos Presidente de la República:


1).- El que ejerciere la Presidencia de la República accidentalmente durante cualquier tiempo de los últimos seis meses del periodo;


2).-Los parientes del Presidente de la República dentro del cuarto grado de consanguinidad o afinidad.


•   Reforma de 1962 - También se publicó en La Gaceta, diario oficial N° 116 de 26 de mayo de 1962, otra reforma de la constitución para dictar nuevas reglas electorales para 1963, así:

    El voto ahora se convierte en “popular, personal e indelegable, igual, directo y secreto. Antes no era secreto porque cada partido hacía su propia fila de votantes al votar.

    Habrá tres vicepresidentes llamados a sustituir al presidente y en caso de falta, sustituirá el vicepresidente que el Congreso escoja.

    El período del presidente y el de los vicepresidentes de la República será de cuatro años, y comenzará y terminará el uno de mayo.

    También integrará la Cámara del Senado el candidato presidencial del partido político que hubiese obtenido el segundo lugar en la votación popular.



Tercer decreto de amnistía de 8 de junio de 1962 – Amnistía N° 40


Al inicio del proceso electoral, el 8 de junio de 1962, promulga una tercera amnistía amplia e incondicional. (Vea Anexo 40).



Ӝ    Ӝ    Ӝ

Anexo 38

Decreto de 25 de junio de 1957

Amnistía N° 38

Otorgada por Luis Somoza Debayle

Nota: Se preserva la grafía original


El Presidente de la República,

a sus habitantes,

Sabed:

Que el Congreso ha ordenado lo siguiente:

DECRETO No. 242

La Cámara de Diputados y la Cámara del Senado de la República de Nicaragua

 

DECRETAN:


 Artículo 1.- Concédese amplia e incondicional Amnistía por los delitos políticos cometidos desde el año de 1950 hasta la promulgación del presente Decreto. Queda confirmada, en término de amplia e incondicional Amnistía la libertad de hecho de que gozan los condenados por los delitos de que conocieron los Tribunales Militares organizados con motivo de los sucesos de 3 y 4 de Abril de 1954.


Artículo 2.- Este Decreto comenzará a regir desde su publicación en La Gaceta, Diario Oficial.


Dado en el Salón de Sesiones de la Cámara de Diputados. Managua, Distrito Nacional, Junio veintiuno de mil novecientos cincuenta y siete.- ULISES IRÍAS, D. P.- J. J. MORALES MARENCO, D. S.- M. F. ZURITA, D. S.


Al Poder Ejecutivo, Cámara del Senado.- Managua, D. N., 25 de Junio de 1957.-LUIS MANUEL DEBAYLE, S. P. - P. RENER, S. S.- ENRIQUE BELLI CH., S. S.


Por Tanto, ejecútese. Casa Presidencial, Managua, D. N., veinticinco de Junio de mil novecientos cincuenta y siete. - LUIS A. SOMOZA D., Presidente de la República.- JULIO C. QUINTANA, Ministro de la Gobernación y Anexos.-3



Ӝ    Ӝ    Ӝ

Anexo 39

Decreto No. 501 de 8 de junio de 1960

Gaceta No. 143 dl 28 de junio de 1957



Amnistía N° 39

Otorgada por Luis Somoza Debayle

Nota: Se preserva la grafía original


El Presidente de la República, a sus habitantes

Sabed:

Que el Congreso ha ordenado lo siguiente:

Decreto No. 501

La Cámara de Diputados y la Cámara del Senado de la República de Nicaragua,

 

Decretan:


Art. 1º.- Se concede amplia e incondicional amnistía por los delitos políticos y comunes conexos cometidos en el período comprendido desde el día 28 de junio de 1957, fecha en que fue promulgado el anterior Decreto Legislativo en que se otorgó igual gracia, hasta el día 8 de junio de 1960, en que se recibió del Ejecutivo el correspondiente Proyecto de Ley.


Art. 2º.- Las correspondientes autoridades procederán a poner en libertad a los reos favorecidos por esta amnistía, para quienes este mismo Decreto producirá sus efectos legales del Sobreseimiento Definitivo. Los Cónsules de Nicaragua en el extranjero visarán de inmediato los pasaportes de quienes quieran retornar a su patria, como comprendidos en la gracia decretada.


Art. 3º.- Esta Ley empezará a regir desde su publicación en “La Gaceta”, Diario Oficial.


Dado en  el Salón de Sesiones de la Cámara de Diputados.- Managua, D. N., 8 de junio de 1960.- J.J. Morales, D.P.- J. Castillo A., D.S.- A Martínez T., D.S.-


Al Poder Ejecutivo.- Cámara del Senado,.- Managua, D.N., 14 de junio de 1960.- Lorenzo Guerrero, S.P.- Alfredo Brantome, S.S.- Enrique Belli, S.S.


Por tanto: Ejecútese.- Casa Presidencial, Managua, D.N., dieciséis de junio de mil novecientos sesenta.- LUIS A. SOMOZA D., Presidente de la República.- Julio C. Quintana, Ministro de la Gobernación.4



Ӝ    Ӝ    Ӝ

Anexo 40

Decreto del 7 de junio de 1962

Gaceta, N° 127, del 8 de junio de 1962

Amnistía N° 40

Otorgada por Luis Somoza Debayle

Nota: Se preserva la grafía original


El presidente de la República,

A sus habitantes,

Sabed:

Que el Congreso ha ordenado lo siguiente:

La Cámara de Diputados y la Cámara de Senado de la República de Nicaragua,

 

DECRETAN:


Artículo 1.- Concédese amplia e incondicional amnistía por los delitos políticos y comunes conexos con ellos, cometidos desde el 17 de Junio de 1960, fecha en que entró en vigor el anterior Decreto de amnistía, hasta el 30 de Mayo de 1962.


Artículo 2.- Las correspondientes autoridades procederán a poner en libertad a los reos favorecidos por esta amnistía.


Artículo 3.- Este Decreto comenzará a regir desde la fecha de su publicación en La Gaceta, Diario Oficial.


Dado en el Salón de Sesiones de la Cámara de Diputados.- Managua, D. N., 6 de Junio de 1962.- A. Martínez.- D. P.- José Zepeda Alaniz.- D. S.- Juan F. Cerna.- D. S.


Al Poder Ejecutivo.- Cámara del Senado.- Managua, D. N., 7 de Junio de 1962.- A. Abaunza E.- S. P.- Pablo Réner.- S. S.- Enrique Belli.- S. S.


Por Tanto: Ejecútese.- Casa Presidencial.- Managua, D. N., siete de Junio de mil novecientos sesenta y dos.- LUIS A. SOMOZA D.- Presidente de la República.- RAMIRO SACASA GUERRERO.- Secretario de la Presidencia de la República.- Encargado del despacho de Gobernación y Anexos.5



René Schick a la presidencia


Luis Somoza demostró en la práctica su voluntad de cumplir lo que proclamó en la reforma constitucional: no buscar la reelección ni buscar la elección de ninguno de sus parientes. Escogió para ello al doctor René Schick Gutiérrez, quien nació de familia humilde y transitó su vida desde lustrador de calzados hasta abogado y ministro por esfuerzo y derecho propio. Incluso sufrió sus borracheras.


El líder conservador de gran arrastre, doctor Fernando Agüero Rocha, se abstuvo de participar en las elecciones dejando un vacío en la oposición que suplió don Diego Manuel Chamorro Mora, quien fue ampliamente derrotado por el doctor Schick por 408 131 votos frente a 42 923.


El 1 de mayo de 1963, el doctor Schick tomó posesión de su elevado cargo que desempeñó hasta el 3 de agosto de 1966, fecha en que falleció de una dolencia en el corazón. A su muerte, el Congreso en Cámaras unidas escogió al doctor Lorenzo Guerrero, uno de los tres vicepresidentes, para terminar este período que concluía el 1 de mayo de 1967.

 

______________________________

1 Francisco Boza Gutiérrez, Memorias de un soldado, Managua, primera edición, PAVSA, 2002, p.213

2 Puede leerse la obra de Pedro Joaquín Chamorro: Estirpe Sangrienta: Los Somoza, cuya primera edición fue publicada en México en 1957.

3 La Gaceta No. 143, del 28 de junio de 1957.

4 La Gaceta, No. 135, del 17 de junio de 1960.

5 La Gaceta, No. 127, del 8 de junio de 1962